BIENVENIDOS A RADIO ALEGRATEProgramación del Jueves 17 de agosto de 2017Programación Miercoles 16 de agosto de 2017Nuestra Madrina.Nuestra PatronaCoronilla por la unidad y multiplicación de Marana-ThaNuestro canal de YouTube*CARTA DE UN ÁNGEL A SUS SERES QUERIDOS*ORACIÓN AL ESPIRITU SANTOOración EucarísticaOración por los matrimonios en crisisServidores orantesCasas de oraciónArbolito Marana-thaReseña histórica de las Hermanas Marana-thaORACIÓN DE LIBERACIÓN

¿Quiénes somos?

Diciembre 20, 2016
Somos una comunidad católica: fundada por el presbítero Elías Cavero Domínguez, reconocida y aprobada por la Iglesia como Asociación Privada de Fieles mixta Marana-tha, en la persona de Mons. Juan Carlos Macarone, el dia 30 de mayo de 1998, en la diócesis de Chascomus. (Santa Teresita-Argentina).

Somos una Familia Eclesial: nacemos del Amor Divino, de la Trinidad, que nos convoca y nos convierte en “Familia Marana-tha” para ser manifestación de Dios, en el Espíritu Santo, en la Iglesia y para la Iglesia, plasmando en un modo particular la actitud de Cristo hoy, a través de las obras de misericordia y la formación integral.

Nuestra Familia está formada por tres ramas:

Seguidores de Jesús: Es la Rama de vida Consagrada, que se reconoce como Sociedad de vida apostólica “Hermanas Marana-tha”, con Constituciones propias aprobadas “ad experimentum” en la diócesis de Chascomús desde el año 2005. La rama masculina está en formación.
Llamados en el Espíritu: Es la Rama conformada por laicos consagrados, hombres y mujeres, que viven en su ambiente social, que llevan su vida profesional y familiar, comprometidos en el servicio de las obras de la Asociación.
Peregrinos al Padre: Es la Rama conformada por los matrimonios, quienes participan activamente en las obras de la Asociación, profundizando el sacramento del Matrimonio a través de nuestra espiritualidad.


Somos una comunidad Apostólica y Misionera: al tomar consciencia de nuestro ser cristiano, nos convertimos en misioneros. Ser misioneros es llevar la Buena Noticia, es poner nuestros dones al servicio de la comunidad.
Comentarios